Relaciónes tóxicas en la adolescencia ¿Cómo detectarlas y prevenirlas en tus hijos?

𝑸𝒖𝒊𝒆𝒓𝒆𝒔  𝒔𝒆𝒎𝒃𝒓𝒂𝒓 𝒆𝒏 𝒕𝒖𝒔 𝒏𝒊ñ𝒐𝒔 𝒍𝒂 𝒔𝒆𝒎𝒊𝒍𝒍𝒊𝒕𝒂 𝒅𝒆 𝒍𝒂 𝒆𝒒𝒖𝒊𝒅𝒂𝒅  𝒚 𝒆𝒍 𝒓𝒆𝒔𝒑𝒆𝒕𝒐  𝒅𝒆 𝒈𝒆𝒏𝒆𝒓𝒐     𝒆𝒔𝒕𝒂 𝒄𝒍𝒂𝒔𝒆 𝒆𝒔 𝒑𝒂𝒓𝒂 𝒕𝒊‼️

Psic. Mioleth Salazar S.

Las relaciones toxicas son aquellas en las que uno de los miembros produce consecuencias negativas en el bienestar de la otra persona. Este tipo de relaciones puede darse en las relaciones de pareja, amistad y familia.

Las personas que están dentro de este tipo de relaciones se encuentran atrapadas dentro de insatisfacción, afectando su autoestima y la salud, puede  pasar muchas veces del maltrato psicológico al físico. Dentro de este tipo de dinámicas se presenta una parte sumisa y otra dominante que somete a su voluntad al otro, generando un apego ansioso que es muy difícil de superar.

Si crees que  tu adolescente está presentando alguno de estos comportamientos  debes evitar confrontarlo y brindarle confianza  para que sea capaz de reconocer por sí mismo que está dentro de una relación tóxica y que merece ser tratado con respeto. A continuación te damos algunos consejos que pueden ayudar a tu adolescente salir de una relación tóxica.

1.Hazle reflexionar y establece un ambiente de dialogo en el que no critiques a tu hijo/a cuando te habla de sus relaciones

Cuanto más les juzgues, más distancia pondrás de por medio. Aunque es inevitable tener una opinión acerca de las personas, el modo en que  nos expresemos puede poner una barrera o un acercamiento entre nosotros. Cuando te pregunte qué opinas acerca de un comportamiento, devuélvele la pregunta ¿Y tú qué opinas? ¿qué le dirías a una amiga si te contara esto que me dijiste?

2.Desmitifica el amor

Es importante hablar de forma natural de las relaciones dejando a un lado el romanticismo.  Podrías ayudarle  desmintiendo algunos mitos que se tiene sobre  el amor,  por ejemplo  como:

  1. a) El amor todo lo puede y lo perdona
  2. b) El amor verdadero hace cambiar a las personas.
  3. c) Existe un único amor verdadero y estoy en busca de mi media naranja.
  4. d) Cuando quieres a alguien debes renunciar a tu vida de antes y centrarte exclusivamente en la otra persona.

e) Cuanto más celoso/a es una persona, más te quiere.

3. Preocúpate por escuchar lo que tiene que decirte más que en presionarlo.

Si te preocupa más la información que darle sentido a lo que te cuenta, no le estarás ayudando. Muchas veces no consiste en la frecuencia o la cantidad de información, sino en detectar pequeñas microalertas que te lanza o indirectas. Así que no te centres en un buen interrogatorio, sino en reconocer porque deja que su pareja actúe de esa forma. Quizás le cuesta “Decir no”, “no sabe cómo decírselo sin que su pareja se ofenda” o tiene baja autoestima y cree que merece ese trato.

4.Empodera a tu hijo/a

Las relaciones tóxicas se producen cuando una persona tiene un rol de opresor y otro de sumisión. Para evitar este último, es necesario que la persona sumisa tenga estrategias que le permita ser más autónoma a la hora de tomar decisiones tanto personal como laboral, su autoestima y su autovaloración sea positiva, realizar nuevas actividades y gestione los conflictos de forma adecuada estableciendo límites.

Si crees que tu adolescente se encuentra en una relación tóxica y has intentado ayudarle y no tuviste resultados busca ayuda profesional, ya que con frecuencia la única salida es la terapia, donde  se debe trabajar la autoestima, aprender a poner límites, aprender a expresar lo que  siente, lo que le hace sentir mal y a reconocer la diferencia entre control, dependencia y amor.

Queremos saber tu opinión al respecto ¿sabes  que idea tiene tu adolescente sobre el amor? ¿hablas de forma natural con ello/a?

Queremos saber tu opinión al respecto ¿sabes que idea tiene tu adolescente sobre el amor? ¿hablas de forma natural con ello/a?

Publicado en Bienestar, Orientación y Desarrollo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *